El vegetarianismo en Valencia

El vegetarianismo o vegetarismo es una forma de alimentarse que consiste principalmente en no comer alimentos que sean de origen animal, como la carne, el pescado, los huevos o la leche. Esta práctica no se suele reducir tan sólo a seguir esta dieta, sino que además suele implicar un estilo de vida y un modo de pensar que se caracteriza por el rechazo a cualquier tipo de utilización de los animales en la elaboración de cualquier tipo de producto destinado a satisfacer a las personas.

Los motivos que pueden llevar a una persona  a hacerse vegetariana pueden ser muchos, pero normalmente estos argumentos se reducen a cuatro: para mejorar su salud, por razones ecológicas o de respeto a los animales, por motivos éticos o por motivos religiosos.

 

Clases de vegetarianismo

Existen muchos tipos y grados de vegetarianismo. Los más conocidos son:

  • Lactovegetarianismo: consiste en no consumir carne o huevo, pero sí consumir productos lácteos.
  • Ovolactovegetarianismo: acepta el consumo de huevos y productos lácteos, pero no permite el consumo de carne ni pescado.
  • Ovovegetarianismo: no se consume carne o productos lácteos, pero sí huevos.
  • Apivegetarianismo: se acepta el consumo de miel.
  • Vegetarianismo estricto: no permite el consumo de cualquier producto de origen animal. Dentro de este tipo podemos se encuentra la modalidad del veganismo, que implica una actitud de respeto hacia los animales.
  • Crudismo: son aquellos vegetarianos que consumen productos crudos o tibios, nunca calentados por encima de los 46,7 °C y nunca cocidos.
  • Crudiveganismo: es una modalidad de vegetarianismo que consiste en una mezcla entre veganismo y crudismo.

Salud

Según la Asociación Americana de Dietética y de la Asociación de Dietistas de Canadá, la dieta vegetariana, si está bien planificada y lleva un control médico, puede ser saludable y beneficiosa y ayudar a prevenir enfermedades típicas de nuestro tiempo como la obesidad o las enfermedades cardiovasculares.

Es cierto que llevar una dieta vegetariana tiene efectos positivos como la reducción de la presión arterial o la reducción de las probabilidades de sufrir una de las enfermedades nombradas en el párrafo anterior; sin embargo, el hecho de que los vegetarianos tengan que consumir suplementos vitamínicos para que no falten nutrientes en la dieta, lleva a muchos nutricionistas a afirmar lo contrario, pues una dieta completa no necesita de ningún complemento, cuando una dieta inadecuada o incompleta sí que lo puede necesitar.

Así, el hecho de no aportar a nuestro organismo los nutrientes que necesita podemos desarrollar anemia o tener carencias de determinadas vitaminas (en especial las de tipo B) o calcio, por lo que hay que ir con cuidado y consultar a un nutricionista en caso de querer llevar una dieta vegetariana para evitar problemas de salud.




Escribe un nuevo comentario

Su dirección de email no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con el símbolo *