¿Qué es el acné?

El acné es una enfermedad de la piel en la que las glándulas sebáceas se ven afectadas. Básicamente consiste en el taponamiento con sebo (aceite natural cuya función es lubricar el cabello y la piel) de los  folículos en la piel creando entonces una irritación que comúnmente se conoce como grano o espinilla.

Estos granos suelen aparecer en el rostro, el cuello, la espalda, el pecho y/o en los hombros. Existen diferentes  tipos de granos, algunos de ellos son:

-Puntos negros o espinillas: Son granos que están en  la superficie de la piel y tienen un aspecto negro.

-Puntos blancos: Son granos que están bajo la superficie de la piel.

-Pápulas: Son pequeños bultos de color rosa que generalmente son dolorosos.

-Pústulas: Son granos rojos en la base y blancos en la parte de arriba (debido al  pus que contienen).

-Nódulos: Son granos de gran tamaño, dolorosos y duros  que se encuentran en el interior de la piel.

-Quistes: Son granos de gran profundidad, bastante dolorosos y con gran cantidad de pus que generalmente dejan cicatrices.

El acné es la enfermedad dermatológica más común debido a que personas de todas las razas, edades y culturas lo pueden presentar.  Si bien en es más común que el acné se presente en la adolescencia (acné común o vulgaris),  personas entre 11 y 30 años sufren de algún brote ocasionalmente y otras padecen este problema incluso hasta después de los 40 y los 50 años.

La causa del acné aún es desconocida pero existen algunos factores que se creen ocasionarlo, entre ellos:

-Factores hormonales (Pubertad, embarazo o consumo de píldoras anticonceptivas)

-Factores hereditarios

-Algunos medicamentos (los esteroides, la testosterona, los estrógenos y/o la fenitoína)

-Maquillaje grasoso

-Consumo de alimentos altos en grasa (dietas ricas en azúcares refinados)

-Falta de higiene

-Estrés

Algunos de los cuidados recomendados para las personas con acné son:

-Limpiar la piel con jabones suaves

-Mantener la piel libre de suciedad o maquillaje.

-Se debe evitar restregar o lavar la piel demasiadas veces al día.

-Lavar el cabello frecuentemente y peinarlo de manera tal que se mantenga alejado del rostro.

-No tocar, apretar, rascar o frotar los granos.

-Se debe evitar el usar accesorios muy ajustados en la cabeza.

-Preferir productos de tipo comedogénico para evitar taponamientos de los poros y así empeorar el problema.




Escribe un nuevo comentario

Su dirección de email no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con el símbolo *