Mascarillas antiarrugas

Existen hoy en día toda una variedad de mascarillas antiarrugas, basadas en productos naturales sobretodo, y aún aquellas preparadas por la industria cosmética están basadas en las propiedades de esos productos naturales.

Por ello siempre resulta más conveniente el hacerse de mascarillas caseras porque es fácil, porque resulta económico, y porque es la seguridad de obtener sin intervención ajena, las más importantes cualidades de productos naturales como la papaya, el aloe vera, la sandia, la avena y tantos más de los que se conoce hasta hoy, que obran en beneficio total de la piel en la que se aplican.

Las mascarillas antiarrugas se basan en la hidratación extrema porque las arrugas son resultado de un proceso degenerativo de la piel que sufre por deshidratación, y que necesita aumentar la humedad existente en la misma a través de una mascarilla hidratante, una mascarilla limpiadora que le permita “respirar” retirando los  residuos que van quedando a lo largo del día y que no se logran retirar con solo agua y jabón.

Hay una gran cantidad de mascarillas antiarrugas conocidas hoy en día, resultado de muchos años, de mujeres intentando luchar contra el tiempo y echando mano de la naturaleza. Las primeras arrugas suelen ser las líneas de expresión que ya se hacen evidentes en los veinte años, para esa edad ya se ha vivido suficiente, se ha reído y se ha llorado, se han hecho gestos y se ha fruncido el ceño suficiente como para que las líneas de expresión nos lo recuerden es cuando hay que hacer uso de una mascarilla antiarrugas que le de a la piel un poco de relax, trabajando sobre esos surcos que son las arrugas y las líneas de expresión.

Pero la piel sufre de acné durante muchas etapas de la vida, se torna con un pigmento alterado resultado de la exposición solar, se ve marchita por la falta de atención, y es cuando las mascarillas antiarrugas pasan a jugar su importante papel. Una de las más populares durante mucho tiempo ha sido la que se elabora con miel y papaya, por cuanto ambos ingredientes combinados suponen una cantidad grande de nutrientes que alimentarán la piel haciéndola lucir brillante y saludable, y la papaya con la miel servirán para hidratar previniendo las arrugas, para rellenar esos surcos con los nutrientes y el agua que proporciona y los ingredientes saludables de la miel.

Pero como todo en la vida, igual que la mejor crema cosmética en el mercado, el resultado se basa en la constancia, aplicar una mascarilla antiarrugas 2 veces por semana antes de dormir, surte efectos benéficos que podrán irse apreciando a medida que transcurre el tiempo.




Escribe un nuevo comentario

Su dirección de email no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con el símbolo *