Cuida las combinaciones de alimentos con la dieta Montignac

La dieta Montignac es considerada como “dieta”, pues incluye condiciones en cuanto a la cantidad de alimentos. Surgió por la necesidad de un ejecutivo a encontrar la manera de perder peso, con poco ejercicio, y muchas comidas fuera de casa. 

La dieta Montignac, está destinada a la pérdida, especialmente popularizada en los 90. Fue inventado por el francés Michel Montignac, trabajador en la industria farmacéutica. Su método está dirigido a personas que desean bajar de peso de manera eficiente y duradera. Sufrió de sobrepeso desde su juventud al igual que su padre, así que hizo investigaciones con conjunto con nutricionistas para controlar su peso y reducir enfermedades relacionadas con el sobrepeso.

La dieta montignac nos enseña a separar los alimentos en las comidas

Montignac se baso en que los glúcidos, no son iguales unos con otros, pues nos aumentan el nivel de azúcar en la sangre y colabora a engordar. Así que, mientras no se mezclen glúcidos, con lípidos y proteínas, no hay límites para alimentarnos. Su régimen restringe combinaciones y no alimentos.

Consiste en dos fases, la primera se llama “Adelgazamiento”, donde el objetivo es conseguir el peso ideal, eligiendo correctamente los alimentos de IG por debajo de 35, para no almacenar grasas, y activar los procesos de combustión de la grasa de reserva. No contempla un tiempo determinado, pero en general, suele durar dos meses. Debe ser seguida de manera estricta, y sólo se pueden consumir los alimentos permitidos, sobre todos sin son ricos en fibra. Están prohibidos alimentos con azúcar a sus derivados, pan, alcohol, y papas, se debe tomar agua entre las comidas y las frutas en ayunas no como postre.

La segunda etapa, “Prevención y Estabilización”, es menos estricta que la anterior, incluye más glúcidos, o carbohidratos. El objetivo principal es adquirir hábitos alimenticios más saludables, para mantener nuestro peso ideal.

El ejercicio físico es independiente al método, y no es probable que promueva la pedida de peso, a menos que de haga de forma constante y con una intensidad de cuarenta minutos seguidos, pues así, el cuerpo utilizará esa grasa de reserva como energía y se evidenciará una pérdida de peso.

Ha sido popular por contar con varias ventajas, como que es considerada como un estilo de alimentación, es un método equilibrado, no se habla de peso, ni de contar calorías, y además previene enfermedades como la diabetes. Sin embargo no es recomendable en niños, deportistas, ni quienes tienen condiciones nutricionales especiales.

Entre los alimentos permitidos se encuentran todos los pescados y carnes, pasta integral, arroz integral, y al cocinarse ninguno de los anteriores debe estar mezclado con grasa. Se pueden comer chocolates con más de 70% de cacao, verduras al dente, frutas sólo 15 minutos antes de las comidas, harinas integrales, huevos, granos, quínoa cocida, queso, yogurt, café descafeinado y tés. 

Comer alimentos con un IG alto desencadena un incremento en los niveles de insulina, lo cual estimula la sensación de hambre y favorece la acumulación de grasas.




Escribe un nuevo comentario

Su dirección de email no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con el símbolo *